hospimedica2

La Guardia Civil de Cantabria interviene casi 180 plantas de marihuana en una casa de Saro

marihuana saro

Presumiblemente y para intentar evitar la acción de la Guardia Civil las plantas fueron cortadas y ocultas en bolsas.

21 de Enero de 2021. La Guardia Civil de Cantabria, en una nueva intervención contra el cultivo y tráfico de marihuana, ha instruido diligencias en calidad de investigado, a un varón de 53 años y vecino de Laredo, como presunto autor de los delitos de defraudación de fluido eléctrico y cultivo de sustancia estupefaciente.

Durante el presente mes, la Guardia Civil de Selaya, inició una investigación al tener sospechas de una posible plantación tipo “indoor” de marihuana en una vivienda de la localidad de Saro.

Durante las pesquisas, los agentes encontraron en el exterior de la casa evidencias que apuntaban a un abastecimiento de corriente eléctrica ilegal, con una conexión directa a la red sin pasar por el contador.

La posibilidad de la defraudación de fluido eléctrico, llevó a la realización de un registro en la vivienda a mediados de enero, donde además de constatar el hecho, localizaron en la parte superior de la casa una instalación para el cultivo de la marihuana.

Marihuana cortada

Tres habitaciones de la parte superior de la casa albergaban la instalación de la plantación, si bien, los maceteros se encontraban con las plantas cortadas.

En un registro más minucioso a la vivienda y oculto en el interior de bolsas de basura, los agentes encontraron las plantas de marihuana, alcanzando un total de 176.

Se sospecha que el corte de las plantas y su ocultación podía deberse a un intento de evitar la acción de la Guardia Civil, ante la investigación que estaba realizando, sin haberles dado tiempo a sacar las plantas de la vivienda.

La plantación contaba con todo lo necesario para el crecimiento rápido de la marihuana, con la instalación de 18 focos de luz. No se descarta, si no hubiera actuado la Guardia Civil, la ampliación de dicha plantación, al hallarse otros 18 focos sin instalar.

La persona finalmente investigada por estos hechos, disponía de la vivienda en régimen de alquiler. La operación continúa abierta, existiendo la posibilidad de alguna otra detención.