hospimedica2

El SEPRONA de la Guardia Civil investigó a 4.234 personas por 4.000 delitos ambientales durante 2019

seprona balance anual

El Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) de la Guardia Civil investigó o detuvo a un total de 4.234 personas en España en distintas actuaciones, tramitó más de 107.000 infracciones administrativas e investigó un 4.089 delitos contra el medio ambiente.

La Guardia Civil presenta su balance anual en el Día Mundial del Medio Ambiente denuncia que los delitos que más han aumentado son los relacionados con la defraudación y distracciones de agua y los delitos de maltrato animal y destaca que ha aumentado el esclarecimiento de los delitos de incendios forestales.

En concreto, en materia de agua el SEPRONA contabiliza un total de 634 delitos de defraudación de aguas y 1.634 desviaciones análogas que dieron como resultado un total de 845 detenidos e investigados.

Así, el año pasado realizó varias intervenciones relacionadas con la detección de pozos y extracciones ilegales de agua en el medio natural, y destaca la operación 'MIZU', que entre abril y septiembre detuvo o investigó a 107 personas por extraer agua de más de 1.400 pozos ilegales.

En cuanto a los delitos de incendios forestales, el SEPRONA refleja que se esclarecieron 403 delitos de incendios, el doble que en 2018.

Por otro lado, subraya también que durante 2019 tramitó 20.084 denuncias sobre vertidos y residuos, 12.491 relativas a pesca, la mayoría continental. En tercer lugar se ha referido a las actuaciones relacionadas con animales de compañía con un total de 10.332, otras 9.594 en materia de sanidad animal y realizó un total de 5.378 actuaciones en materia de agua.

Por otro lado, el SEPRONA detectó 5.241 infracciones relativas a la normativa sobre los espacios naturales flora y fauna y 5.097 sobre normativa de caza.

INCENDIOS FORESTALES

Por otro lado, la Guardia Civil informa de que ya el 1 de junio ha comenzado con la campaña de prevención e investigación de incendios forestales, en la que distintos especialistas del SEPRONA, se desplegarán en los incendios más relevantes para abordar la problemática e investigar cada incendio.

RESIDUOS Y CONTAMINACIÓN

En su balance, recuerda las operaciones realizadas en materia de investigación sobre gestión de residuos y en la contaminación. Así, ha desarrollado distintas operaciones contra el efecto invernadero, el cambio climático y gases que agotan la capa de ozono. Entre ellas, se ha referido a la Operación 'Malvarma', donde se desarticuló una organización delictiva dedicada al tráfico de residuos (gases fluorados), sustancias que agotan la capa de ozono (R-22), desde España a Panamá.

La Guardia Civil recuerda que la producción y comercialización de este gas está totalmente prohibida por la Unión Europea, pero es un gas con alto poder refrigerante utilizado en otros continentes. Por esta operación, la Guardia Civil recibió un premio de la Organización de Naciones Unidas.

Asimismo, ha recordado la operación 'Kigali', donde se investigó a varios grupos responsables de la emisión de gases de efecto invernadero, al no gestionar el gas almacenado en los vehículos que llegaban a diferentes Centros Autorizados de Tratamiento (CAT), al final de su vida útil. La operación se desarrolló en toda España con un balance final de 38 detenidos e investigados.

MENOS DELITOS DE MALTRATO

Por otro lado, sobre los delitos relacionados con el maltrato y el abandono de animales domésticos, el SEPRONA expone que siguen la misma tendencia que años anteriores, en los que han disminuido los delitos pero con un aumento de detenidos e investigados. En total se ha detenido a 600 personas.

En este ámbito, recuerda las operaciones 'Tanatoc', en la que se investigó a 12 personas vinculadas con la muerte de hasta 46 galgos a manos de un veterinario durante 3 años. Mataban a los perros por no cumplir con sus expectativas de caza y se falseaban documentos y datos a la hora de proceder a la eutanasia de los mismos.

También se refiere a 'Chenilbur', en Málaga en la que se investigó a una persona como presunto autor de un delito de maltrato animal, por omisión de proporcionar los cuidados necesarios a varios perros de su propiedad.

Otra de sus áreas de actuación fueron las especies protegidas. En ese área y en relación con el convenio CITES sobre comercio internacional de especies silvestres, se han recuperado durante todo el año 2019 más de 1.700 especimenes entre aves, reptiles, mamíferos o anfibios, y así como 406 piezas de partes o derivados.

En ese ámbito se realizaron varias operaciones, como 'Celacanto', en la que se detuvo e investigó a 203 personas por tráfico ilegal de especies protegidas y por delitos relacionados con el incumplimiento del Convenio CITES y de la normativa de contrabando o falsedad documental. Asimismo, se aprendieron 2.296 especimenes de 70 especies de fauna protegidas. Se realizaron más de 2.000 inspecciones en establecimientos de venta de animales, mayoristas, coleccionistas privados, tiendas de antigüedades, así como servicios coordinados en puertos y aeropuertos.

En la operación 'Illuminatis' se desenmascaró un supuesto zoológico clandestino en el municipio pacense de Villafranca de los Barros, propiedad de un vecino de la localidad y se instruyeron diligencias penales a otros siete ciudadanos españoles y portugueses, como presuntos autores de un delito de tráfico ilegal de especies protegidas, tras la comisión del delito y relación comercial con el propietario del zoológico que tenía ejemplares de Puercoespín Africano, Grulla Coronada, Ñandú, Búho Real, Ibis Escarlata, Tortuga de Espolones Africana y Turaco Livingston.

También se detuvo en la operación FAME a 16 personas por tráfico de angulas, ya que se dedicaban al tráfico ilegal de angula europea y, en esa operación se intervino 400 kilos de angulas valoradas en más de 600.000 euros el mercado asiático.

Finalmente, también aumentaron los delitos de seguridad alimentaria, con un total de 149 detectados y 261 detenidos e investigados. Entre las operaciones más destacadas 'Monocy' esclareció una intoxicación alimentaria generada en Europa por listeria y en la que resultaron detenidas o investigadas 8 personas. En total 193 personas sufrieron intoxicaciones como consecuencia de la ingesta de productos con presencia de la bacteria, tres (3) de ellas fallecieron y tres (3) mujeres sufrieron abortos.

De ese modo, se acreditaron presuntos delitos contra la salud pública con resultado de homicidios, lesiones al feto con resultado de aborto, falsedad documental y grupo criminal entre otros.

En la operación Sativus desmanteló un laboratorio clandestino en Novelda que adulteraba azafrán. En ella se intervino un total de 87 kilos de azafrán adulterado, cuyo valor en el mercado oscila entre los 696.000 y los 870.000 euros. También se localizó un laboratorio clandestino en Novelda, que mezclaba fibras "puras" de azafrán con otras fibras "estambre", no catalogadas como producto alimentario, por lo que su uso y comercialización no están permitidos. Esta investigación está reflejada como ejemplo de cooperación internacional en la memoria 2019 de la Red Europea de Fraude Alimentario de la Comisión Europea.

Finalmente, en el ámbito internacional el SEPRONA colaboró con organizaciones policiales como EUROPOL o INTERPOL, para el desarrollo de operaciones internacionales. Igualmente, realizó operaciones conjuntas con policías europeas como la GNR Portuguesa, GNF francesa, Cuerpo de Carabinieri Italianos y con terceros países como la GRM Marruecos, la Policía Nacional de Colombia, entre otros


Imprimir   Correo electrónico