¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Una cookie es un pequeño fichero de texto que se almacena en su navegador cuando visita casi cualquier página web. Su utilidad es que la web sea capaz de recordar su visita cuando vuelva a navegar por esa página. Las cookies suelen almacenar información de carácter técnico, preferencias personales, personalización de contenidos, estadísticas de uso, enlaces a redes sociales, acceso a cuentas de usuario, etc. El objetivo de la cookie es adaptar el contenido de la web a su perfil y necesidades, sin cookies los servicios ofrecidos por cualquier página se verían mermados notablemente.

Cookies utilizadas en este sitio web

Siguiendo las directrices de la Agencia Española de Protección de Datos procedemos a detallar el uso de cookies que hace esta web con el fin de informarle con la máxima exactitud posible.

Este sitio web utiliza las siguientes cookies propias:

  • De sesión, para garantizar que los usuarios que escriban comentarios en el blog sean humanos y no aplicaciones automatizadas. De esta forma se combate el spam.
  • Locales, para conservar por ejemplo los datos del proceso de reserva de pista (aplicación actualmente en construcción).
  • De Cookies, para gestionar el sistema de cookies según la elección del usuario en el banner de aceptación de todas las cookies o solo las propias necesarias. 

Este sitio web utiliza las siguientes cookies de terceros:

  • Google Analytics: Almacena cookies para poder elaborar estadísticas sobre el tráfico y volumen de visitas de esta web. Al utilizar este sitio web está consintiendo el tratamiento de información acerca de usted por Google. Por tanto, el ejercicio de cualquier derecho en este sentido deberá hacerlo comunicando directamente con Google.
  • Redes sociales: Cada red social utiliza sus propias cookies para que usted pueda pinchar en botones del tipo Me gusta o Compartir.

 Notas adicionales

  • Ni esta web ni sus representantes legales se hacen responsables ni del contenido ni de la veracidad de las políticas de privacidad que puedan tener los terceros mencionados en esta política de cookies.
  • Los navegadores web son las herramientas encargadas de almacenar las cookies y desde este lugar debe efectuar su derecho a eliminación o desactivación de las mismas. Ni esta web ni sus representantes legales pueden garantizar la correcta o incorrecta manipulación de las cookies por parte de los mencionados navegadores.
  • En algunos casos es necesario instalar cookies para que el navegador no olvide su decisión de no aceptación de las mismas.
  • En el caso de las cookies de Google Analytics, esta empresa almacena las cookies en servidores ubicados en Estados Unidos y se compromete a no compartirla con terceros, excepto en los casos en los que sea necesario para el funcionamiento del sistema o cuando la ley obligue a tal efecto. Según Google no guarda su dirección IP. Google Inc. es una compañía adherida al Acuerdo de Puerto Seguro que garantiza que todos los datos transferidos serán tratados con un nivel de protección acorde a la normativa europea.
  • Para cualquier duda o consulta acerca de esta política de cookies no dude en comunicarse con nosotros a través de la sección de contacto.

Desactivación o eliminación de cookies

En cualquier momento podrá ejercer su derecho de desactivación o eliminación de cookies de este sitio web. Estas acciones se realizan de forma diferente en función del navegador que esté usando. 

Rebelión en la Granja

hervás

El libro de George Orwell, Rebelión en la Granja (Animal Farm), es probablemente quien mejor describe lo que es una revolución comunista o de cualquier otro tipo, pues se trata de una crítica muy acertada a la revolución soviética de 1917, pero con animales como personajes.

Es curioso que los líderes revolucionarios sean cerdos, lo cual indica que Orwell no tenía un pelo de tonto.

En la Granja Manor se sublevan los animales contra los humanos dueños y se hacen con el poder bajo la dirección de los cerdos. El primer cerdo revolucionario, un tal Major (the old Major, el viejo Mayor), es honrado y fallece pronto, pero todos sus sucesores cerdos son unos delincuentes que solo desean enriquecerse a costa de los demás. Incluso pactan negocios con otros humanos de granjas próximas. Tienen siete mandamientos que con el tiempo incumplen todos los cerdos líderes. Especialmente me llama la atención el séptimo: “todos los animales son iguales” (all animals are equal). Eso sí, con el tiempo ese séptimo mandato evoluciona lingüísticamente a otro: “todos los animales son iguales, pero hay algunos animales más iguales que otros”. Bien, ¿no es esto lo que está sucediendo con los partidos de izquierdas en España, socialistas y comunistas?

              Y vamos a la cruda realidad de nuestra Guardia Civil y también de algunos de nuestros militares: los ascensos y el mando. ¿Quién regula realmente los ascensos, son los políticos? Eso parece, con la colaboración de algunos dirigentes del cuerpo o ejército que se venden por unas monedillas. Yo no sé qué pinta esta gente de tan escasa vocación militar y de servicio en la Guardia Civil o en el Ejército. Porque si comparamos lo que hacen con lo que por ello ganan con lo que deshacen los políticos, no hay color. La verdad es que es una vergüenza de tamaño descomunal. Al menos los políticos amasan fortunas, pero estos pelotilleros de bajo rango (a juzgar por su paga) no salen de mediocres y adocenados. Unos mediocres que pronto serán olvidados en cuanto pasen a la reserva o al retiro correspondiente, porque no son gente de calidad, ya que lo único que saben hacer bien es dorar la píldora, independientemente de la justicia o no de sus actos. Y conste que algo es justo solamente cuando es acorde con los principios de ética y moral más elementales. La arbitrariedad no casa con la justicia, por mucho que lo diga un decreto o una norma de régimen interior.

              ¿Y a santo de qué viene esto? Pues a los criterios que en la actualidad se siguen para evaluar a los Guardias Civiles para el ascenso. Da igual lo que hagan por bueno que sea. Lo único importante es que adoren al clan del cuerpo (¿la cosa nostra?), controlado por los políticos que no se caracterizan precisamente por su justicia y objetividad. Y lo que más molesta de ello no es que lo hagan mal, sino que lo hagan sabiendo que está mal y en un mísero beneficio propio. No hay más que comparar sus ingresos con los de los políticos que los mandan, insisto. Lo peor es indudablemente su estrechez de miras y poca valentía. A este paso, la Guardia Civil desaparece comida por la Policía del estado (nada de Policía Nacional, porque el concepto de nación no les gusta a nuestros gobernantes; es demasiado obvio, demasiado claro). Por unos ridículos complementos se están cargando a la Guardia Civil. Yo no digo que lo hagan de mala fe, sino que son torpes, muy torpes, y egoístas. Se venden muy barato. En este momento haberse jugado la vida en Afganistán, en Irak o en el Líbano, por ejemplo, es mucho menos importante que olvidar los principios morales y promover la arbitrariedad. Luego vienen los terrorismos, claro, las amenazas de algún país vecino, los MENAS, el tráfico de drogas, los asesinatos no aclarados y tantas otras cosas. Es tal el disparate que, teniendo un cuerpo de élite, como es la Guardia Civil, se lo cargan aun con riesgo de sus propias vidas. Desde luego son unos insensatos los políticos y sus valedores.

              Y ello me lleva a recordar otro libro, este de Aldous Huxley: Un Mundo Feliz (Brave New World). Aquí la población mundial se divide en cinco clases, de alfa a épsilon. Los jefes son los alfa, diseñados como todos en un laboratorio de genética humana, y tienen derecho a todo. Los beta son algo así como sus ayudantes. Los gamma son la policía, que proteje a los anteriores. Y los delta y épsilon son esclavos trabajadores semianimales que se sedan tomando un producto llamado SOMA. Eso es lo único que quieren. Traducido al mundo actual, los alfa son los multimillonarios y propietarios de todo lo de valor. Los beta son los políticos. Los gamma son los policías y FA,s. Los delta son los trabajadores y los épsilon, la chusma que no trabaja (¿inmigrantes ilegales en algún caso?).

              Estamos viviendo unos tiempos difíciles. Vamos hacia una globalización en la que los ricos no quieren oposición. Sobra mucha gente en el mundo. ¿Hay que matarla? Tal vez sea exagerado, pero los políticos están sabiamente escogidos entre los incapaces e inútiles para que secunden sus órdenes. Y a las FA,s hay que castrarles las ideas, de manera que no sean más que perros falderos. No es la primera vez que sucede esto en el mundo y su resultado ha sido siempre el fracaso y el caos. Egipto, Babilonia, Esparta, Roma… y otros muchos en la antigüedad. Califato de Córdoba, Imperios, invasiones, etc., después. Eso por no citar a Hitler y Stalin, cuyas dos fórmulas de gobierno fueron rotundos fracasos. ¿Qué viene ahora, la China? Es un error pensar que la China es independiente, pues está colonizada por multitud de empresas norteamericanas, occidentales (muchos productos españoles se fabrican en China, por empresas españolas) y de muchos otros sitios. Allí, hay unos quinientos millones de millonarios y más de mil quinientos millones de esclavos y fuerzas de seguridad. Esta es la situación actual. ¿Están alentando estos a los talibanes para que permitan entrenamiento de terroristas? Pues parece que no han tardado mucho, a juzgar por los atentados junto al aeropuerto de Kabul.

              En fin, no le demos más vueltas. O presentamos algún tipo de resistencia o nos comen por sopas. Tomen nota, señores bien situados en la Dirección General de la Guardia Civil. Están ustedes jugando con fuego. Los políticos están todos dispuestos a cualquier cosa para hundirles. Allá ustedes.

Francisco Hervás Maldonado

Coronel Médico (r)

WEBS RECOMENDADAS

logo gc copia22

logoministeriodefensa

pronunciamimnetos militares2

logo policia

logodiaper

grandes batallas

MONASTERIO TEJEDALogo esencia de Españaz

Comunicación audiovisual Tomás Ortiz

logo cabanas valle cabriel color
logo balneario concepcion color
OPF Investigation logo graciela LOGO Cian Aqua 1 e mas

LOGO BLOG

 

Suscripción al Boletín de Noticias de Benemérita al Día