Policía Nacional ha detenido al radical que agedió a un agente de la UIP en Vallecas

Categoría de nivel principal o raíz: Cuerpos Policiales Policía Nacional

detenido radical que agrede policia

Los agentes le buscaban desde esa misma tarde. El subinspector se salvó por las protecciones pero acabó en el hospital.

La Policía Nacional ha detenido al joven que pateó a un subinspector de las Unidades de Intervención Policial (UIP) durante los disturbios acaecidos el pasado miércoles durante el mitin de Vox en la Plaza Roja de Vallecas. Se trataría de un joven español, de 21 años, sin antecedentes policiales.

Se trata del individuo ataviado con un abrigo de capucha azul y un chándal, con la cabeza rapada por los laterales. En la imagen de la agresión que se difundió por redes sociales se advierte cómo el ahora detenido propina una patada al agente, que previamente recibió una zancadilla por parte de otro de los manifestantes. Acabó perdiendo el casco de protección y precipitándose al suelo, donde fue nuevamente agredido y golpeado.

Las investigaciones han sido llevadas por la Brigada de Información de la Jefatura Superior de Policía de Madrid. Desde la misma tarde de los disturbios que se sucedieron durante el acto político, los agentes investigaban para encontrar las caras de todas aquellas personas que protagonizaron los ataques.

Piedras, adoquines y otros objetos, preparados con anterioridad sirvieron como arma arrojadiza a partir de la primera de las cargas para los manifestantes que se enfrentaron a los agentes y que fueron también lanzadas contra quienes acudieron a escuchar a la formación de Santiago Abascal.

Se analizaron cámaras, los vídeos de lo que ocurrió esa tarde y se han cruzado datos para lograr dar con las personas implicadas, entre ellas este joven ya arrestado.

Este sería el quinto detenido por la Policía Nacional tras los acontecimientos de esa tarde de la semana pasada. Los otros cuatro detenidos aquella misma jornada, eran tres hombres y una mujer. Tres de ellos, dos de los varones y la mujer implicada, eran menores de edad. Las investigaciones continúan abiertas.

Tras largos instantes siendo golpeado en el suelo, el policía acabó en el hospital. Las protecciones corporales reglamentarias con las que iba pertrechado, tal y como afirmaron fuentes policiales, protegieron al agente para que no sufriera más que diversas contusiones, que no obstante hicieron que el mismo tuviese que pasar por el hopital.

Una vez las unidades regresaron a comisaría, se levantaron 25 partes de lesión entre los efectivos policiales aquejados de diversas secuelas tras las acometidas de quienes emprendieron la batalla campal en el acto de inicio de la campaña de las elecciones autonómicas.

Imprimir