¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Una cookie es un pequeño fichero de texto que se almacena en su navegador cuando visita casi cualquier página web. Su utilidad es que la web sea capaz de recordar su visita cuando vuelva a navegar por esa página. Las cookies suelen almacenar información de carácter técnico, preferencias personales, personalización de contenidos, estadísticas de uso, enlaces a redes sociales, acceso a cuentas de usuario, etc. El objetivo de la cookie es adaptar el contenido de la web a su perfil y necesidades, sin cookies los servicios ofrecidos por cualquier página se verían mermados notablemente.

Cookies utilizadas en este sitio web

Siguiendo las directrices de la Agencia Española de Protección de Datos procedemos a detallar el uso de cookies que hace esta web con el fin de informarle con la máxima exactitud posible.

Este sitio web utiliza las siguientes cookies propias:

  • De sesión, para garantizar que los usuarios que escriban comentarios en el blog sean humanos y no aplicaciones automatizadas. De esta forma se combate el spam.
  • Locales, para conservar por ejemplo los datos del proceso de reserva de pista (aplicación actualmente en construcción).
  • De Cookies, para gestionar el sistema de cookies según la elección del usuario en el banner de aceptación de todas las cookies o solo las propias necesarias. 

Este sitio web utiliza las siguientes cookies de terceros:

  • Google Analytics: Almacena cookies para poder elaborar estadísticas sobre el tráfico y volumen de visitas de esta web. Al utilizar este sitio web está consintiendo el tratamiento de información acerca de usted por Google. Por tanto, el ejercicio de cualquier derecho en este sentido deberá hacerlo comunicando directamente con Google.
  • Redes sociales: Cada red social utiliza sus propias cookies para que usted pueda pinchar en botones del tipo Me gusta o Compartir.

 Notas adicionales

  • Ni esta web ni sus representantes legales se hacen responsables ni del contenido ni de la veracidad de las políticas de privacidad que puedan tener los terceros mencionados en esta política de cookies.
  • Los navegadores web son las herramientas encargadas de almacenar las cookies y desde este lugar debe efectuar su derecho a eliminación o desactivación de las mismas. Ni esta web ni sus representantes legales pueden garantizar la correcta o incorrecta manipulación de las cookies por parte de los mencionados navegadores.
  • En algunos casos es necesario instalar cookies para que el navegador no olvide su decisión de no aceptación de las mismas.
  • En el caso de las cookies de Google Analytics, esta empresa almacena las cookies en servidores ubicados en Estados Unidos y se compromete a no compartirla con terceros, excepto en los casos en los que sea necesario para el funcionamiento del sistema o cuando la ley obligue a tal efecto. Según Google no guarda su dirección IP. Google Inc. es una compañía adherida al Acuerdo de Puerto Seguro que garantiza que todos los datos transferidos serán tratados con un nivel de protección acorde a la normativa europea.
  • Para cualquier duda o consulta acerca de esta política de cookies no dude en comunicarse con nosotros a través de la sección de contacto.

Desactivación o eliminación de cookies

En cualquier momento podrá ejercer su derecho de desactivación o eliminación de cookies de este sitio web. Estas acciones se realizan de forma diferente en función del navegador que esté usando. 

TODAS LAS NOTICIAS
CIRCULO AHUMADA

TODAS  LAS NOTICIAS CIRCULO AHUMADA

FELICITACION NAVIDAD
  CIRCULO AHUMADA

CIRCULO AHUMADA FELICITA LA NAVIDAD

REVISTAS
CIRCULO AHUMADA

solo portada 175 WEB copia

VISITA VIRTUAL  MUSEO
GUARDIA  CIVIL

GC MUSEO

 
 

Un símbolo del Antiguo Egipto es uno de los más importantes emblemas militares españoles

egipto-onemagazine-militar thumb 615

Hace más de 100 años, y antes del descubrimiento de la tumba de Tutankamón -1922-, la pasión de una dama española por las maravillas egipcias resolvió una gran dificultad: crear un símbolo sencillo, bello, atractivo, representativo y, por lo tanto, fácil de relacionar con lo que representa.

Estamos situados en los albores del uso militar, en España, de los aviones. Entonces eran unos extraños artilugios de tubos, lona, ruedas de radios y se necesitaba… valor, mucho valor, en quienes se subían a ellos y los pilotaban.

Desde los más remotos orígenes del mundo militar –y ponemos como límite el de las legiones romanas-, el valor en el campo de batalla, el mantenerse muchos años en servicio activo y con conducta ejemplar, y otras circunstancias especiales se premiaba con signos externos y visibles que hacían, a quienes los llevaban, diferentes.

Esta diferenciación servía para dos finalidades: por una parte, era una retribución honorífica, simbólica –y a menudo material-; y, por otra, era un modo de ponerles de ejemplo ante los demás soldados como modelos a imitar.

Las formas de diferenciar a los unos de los otros era con una vestimenta específica; otras, llevando pintado el escudo con unos colores y símbolos exclusivos; otras, llevando en las muñecas o el cuello pulseras o collares determinados; o, entre otros distintivos más, llevando unos medallones o unos adornos en forma de S, etc. Es decir, todos ellos –torques, armillae, phalerae…-, objetos que se utilizaban para representar el mérito o las circunstancias especiales.

Un problema no tan pequeño

Diseñar un distintivo militar no es una tarea fácil, como no lo es, en el mundo corporativo actual, diseñar el logotipo de una gran empresa o corporación. No basta con barajar un par de ideas simples, amontonar elementos simbólicos y encargar a alguien que sepa dibujar con una cierta gracia que lo represente. Además, hace falta un detalle que no siempre se tiene en cuenta, pues ha de acertar en lo estético y con las aspiraciones de aquellos a los que se pretende distinguir.

Podríamos poner algún ejemplo de distintivo militar que, sustituido por uno nuevo, éste no fue aceptado por ser pequeño, de poca ‘personalidad’ y que no superaba la belleza del anterior; me refiero al de Operaciones Especiales. Podríamos referirnos a otros distintivos que, en realidad, no distinguen porque consumen mucha superficie de su diseño en dar información innecesaria por obvia y repetitiva.

El Infante y su esposa

El Infante Alfonso de Orleáns (1886-1975), primo del Rey Alfonso XIII y con el título de piloto desde febrero de 1913, era uno de los pioneros de la aviación militar en España. Un día estaba, junto a un grupo de amigos, debatiendo sobre el distintivo con que merecían ser señalados los que alcanzaban las nuevas especialidades de esa nueva, difícil, prometedora y peligrosa especialidad militar como era pilotar aquellos ligeros artefactos.

Como no encontraban una solución adecuada, Beatriz de Sajonia, esposa del Infante y apasionada egiptóloga, expuso su propuesta argumentando que "algo de diseño tan antiguo no perderá actualidad nunca". Su idea, muy original, consistía en un círculo rojo del que salían horizontalmente un par de alas plateadas y, hacia abajo, la cola de una gran ave, bajo el aspecto de las antiguas representaciones egipcias del Sol; este conjunto estaba timbrado por la corona real.

Disco solar alado.

Sobre el círculo rojo se llevarían unos distintivos específicos, todos dorados. Los pioneros españoles de la aviación militar seguían tres líneas de desarrollo, experimentación y especialización, los globos, los dirigibles y los aviones, y sus distintivos serían:

- Un ancla: para los pilotos de globo, porque estos artefactos se elevaban para observar el campo de batalla pero permanecían unidos a tierra por medio de un cable; es decir, permanecían 'anclados'.

- Una rueda de timón: para los pilotos de dirigible, porque el mecanismo de dirección de sus vuelos era como el de los barcos.

- Una hélice de cuatro palas: para los pilotos de aeroplano, porque era la clave de su impulsión.

Piloto de avión, reinado de Alfonso XIII.

Lo interesante de esta serie era que, como un mismo piloto podía obtener la titulación de dos o los tres tipos de aparato, los tres símbolos –hélice, timón y ancla- podían superponerse y, aún así, permitir su identificación. Esta serie de distintivos fue aprobada por la Real Orden Circular del 16 de abril de 1913.

Al poco, al compás del rápido desarrollo de más titulaciones en nuevas especialidades, fueron sumándose otros distintivos a situar sobre el círculo rojo:

- Una estrella de cinco puntas: para los observadores del campo de batalla (no pensemos en los drones actuales; entonces, la observación era visual).

- Una bomba, una ametralladora y un fusil cruzados: para los tripulantes que manejaban las ametralladoras y lanzaban las bombas. Una curiosidad: los pilotos llevaban fusiles en su avión para poder defenderse si, por avería o fuego enemigo, caían en territorio controlado por el enemigo.

Observador II República.

Con el tiempo, los mensajes simbólicos iban creciendo al compás de las circunstancias del desarrollo de la aeronáutica:

Los pilotos de complemento: el círculo de su distintivo sería azul en lugar de rojo.

- Los pilotos extranjeros a los que se concediera el título de Aviador Militar Honorario: el círculo era de los colores nacionales, como la escarapela de los aviones, en lugar del rojo.

La dama egiptóloga y el emblema del Ejército del Aire

Fue Beatriz de Sajonia quien, por su formación como egiptóloga, había dado con las claves para la solución ideal al problema de todo aquel que ha de diseñar un distintivo militar: ha de lograr, por su simpleza y elementos elegidos, la acertada expresión gráfica de la idea a transmitir; y, por su belleza, ha de obtener su aceptación por los usuarios. De ello se obtiene la necesaria durabilidad de un emblema o distintivo militar a lo largo del tiempo.

Estas cualidades han llevado a que aquel distintivo de piloto acabara siendo, además, el emblema de nuestro Ejército del Aire. Para ello, pudo superar los cambios en la simbología consecuencia de la implantación de la República –primero, supresión de la corona real y después cambio radical de diseño- y la del Estado Español salido de la Guerra Civil en 1939 –que añadió una corona abierta- y que, tras la recuperación de la Monarquía, ha vuelto a ser la corona real.

          Distintivo actual de piloto -izquierda- y emblema del Ejército del Aire -derecha-.

Por Antonio Manzano

ONE MAGAZINE

WEBS RECOMENDADAS

logo gc copia22

logoministeriodefensa

pronunciamimnetos militares2

logo policia

logodiaper

grandes batallas

MONASTERIO TEJEDALogo esencia de Españaz

Comunicación audiovisual Tomás Ortiz

logo cabanas valle cabriel color
logo balneario concepcion color
OPF Investigation logo graciela LOGO Cian Aqua 1 e mas

 

 

Suscripción al Boletín de Noticias de Benemérita al Día